sábado, 4 de abril de 2009

Estoy fatal, no paro de llorar y es que me ha cogido una de esas rabietas que le cogen a los niños de vez en cuando y me he enfadado con mi padre, consiguiendo que me castigue sin ir al cámping con el Víctor... Después de dos semanas preparandolo todo y ahora no me deja ir... Estoy echa una mierda, siempre que discuto con mi padre pasa igual, me castiga con lo que más quiero, es como no poder tener ni voz ni voto. He actuado mal, pero tengo 20 años, me he arrepentido, se lo he dicho pero lo echo hecho está... De tal forma que mis super vacaciones se acaban de convertir en las peores vacaciones... Teniendo que aguantar falsedades, y lloreras por esta decisión. Sí, soy una críaja... Cada día me doy más cuenta que no soy tan madura como pensaba, pero también es verdad que en mi família las normas sólo existen para mi, y que los castigos casi siempre me los he llevado yo y no mi hermana, ni que ella hiciera algo... Mi padre me ha dicho que no había tenido pollos hasta que llegué yo... Frase que se me ha quedado grabada en la mente, y que permanecerá hasta dentro de mucho tiempo, me ha hecho mucho daño...

No hay comentarios:

Publicar un comentario